Américan Pit Bull Terrier

Inseminación artificial en los perros ( IA )

por el Prof. Werner F. Kirschbaum B. Sc. Agr

A.-Importancia de la Inseminación Artificial en los Animales Domésticos.

La IA es uno de los importantes logros para el avance en el mejoramiento en la selección animal, que incluye lógicamente al perro, constituyéndose en uno de las herramientas fundamentales con tal objetivo, por las siguientes razones.

1.- Justifica el gran costo económico y de tiempo, que significa efectuar una selección de reproductores, con una gran presión selectiva, partiendo de un número elevado de los mismos y tomando en cuenta en la selección a gran cantidad de factores, en la raza a seleccionar.

2.- Debido a la técnica de dilución y la fecundación con pequeñas fracciones de semen, con una eyaculación del reproductor se pueden obtener una gran cantidad de crías con el mismo, fecundando muchos vientres, sin limitarse a uno solo.

3.-Permite de un reproductor excepcional la obtención de prácticamente una ilimitada cantidad de hijos, beneficiando rápidamente el mejoramiento de la calidad de cualquier raza.

4.-No limita ni la distancia ni el tiempo, para que el criador utilice cualquier reproductor del mejor nivel internacional, accesible por la vía de la IA en el mundo.

5.- Ahorra la obligación de poseer en el criadero reproductores sin el mejor nivel internacional o de verse obligado a utilizar reproductores, también inferior, a distancia accesible para ser utilizados por fecundación natural.

6.- Disminuye los costos para la fecundación con reproductores superiores, por el costo muy inferior de la compra de las pajuelas y el envió de las mismas.

7.- Permite la utilización de reproductores ya desaparecidos, lo cual resulta de suma importancia cuando se quiere recurrir a ciertos factores de interés en la raza o para desarrollar un linebreeding.

B.-Resultados de la utilización de la IA en Perros.

Se sabe que la primera IA en los perros se realizó hace ya más de 2 siglos... Recién a mitad del siglo pasado comenzó a aparecer interés por este tipo de investigación. A mediados del siglo pasado, se obtuvo la primera exitosa inseminación con esperma diluido y enfriado.

La primera lechigada obtenida por semen congelado y luego descongelado fue comunicada en el año 1969. Desde entonces el interés por la IA ha crecido en forma exponencial. Con el advenimiento de la tecnología de la IA, los criadores no solamente tienen el potencial de utilizar perros de todo el mundo, sino a su vez pueden salvar semen altamente congelado, de perros de mucho valor, para ser utilizados en generaciones posteriores. En muchos países los Kennel Clubes, en una u otra forma, controla el uso de la IA y restringe a agencias aprobadas realizar IA y congelar, guardar y proveer semen de perros.

La preocupación mayor de los Kennel Clubes es que la identidad de las dosis de semen sea estrictamente controlada. Nuevos conocimientos y técnicas ciertamente se vienen desarrollando para la preparación de semen, detección de estros, e inseminación se van perfeccionando constantemente.

La base fundamental para la obtención de buenos resultados es el coincidir con el momento apropiado de la inseminación, la utilización de semen de alta calidad y buen manejo del semen y de técnicas de inseminación. IA en el perro puede producirse por la deposición de semen ya sea dentro de la vagina o bien en el útero.

Recientes datos de aplicación indica que la deposición de semen intrauterinamente significativamente mejora la tasa de nacimiento de cachorros y tamaño de las lechigadas, utilizando semen fresco, diluido enfriado, como también semen congelado.

Con semen fresco se obtuvo tasas de partos del 83,8% y con congelado bajo óptimas condiciones del 69,3%. Otros datos sin embargo reportan que sobre más de 2200 IA realizadas bajo diferentes condiciones las tasas de embarazo fueron 48,5% para semen fresco, 47,0% para diluido enfriado y 51,8% para semen congelado – descongelado.

Información entre la relación entre la calidad de semen y fertilidad es muy variada en el perro. El recomendado número total de espermatozoides por cada unidad de cría es de 150 – 200 millones. Buenos resultados de preñez fueron obtenidos con una baja concentración de espermatozoides de 20 mil., depositados quirúrgicamente en el útero y con dos dosis de 30 – 35mil. de semen normalmente "congelado – descongelado", depositado en el útero a través del cérvix con la ayuda de un endoscopio. Efectuando deposición intrauterina del semen en lugar de vaginal, se requieren alrededor de 10 veces menos de espermatozoides.

Diferencias raciales en la fertilidad han sido descriptas. Calidad de semen puede a su vez variar entre razas. Se ha comprobado de ser generalmente pobre en Irish Wolfhounds.

La mayoría de las inseminaciones del perro se efectúan con semen fresco. Es fácil de manipular y el semen es depositado dentro de la vagina, lo cual es técnicamente muy fácil, aunque los resultados son superiores por deposición intrauterina. En general se considera que la baja tasa de fecundación con semen fresco es que se efectúa frecuentemente en perras con problemas de fecundidad.

Semen que va a ser guardado o enviado debe siempre ser diluido y congelado. El dilusor ayuda a proteger las membranas del espermatozoide por los daños causados por los cambios de temperatura y agitaciones durante el transporte. A su vez proveyendo energía y estabilizando el pH como también la presión osmótica. Además el congelamiento disminuye el grado de metabolismo, de tal manera aumentando la longevidad del esperma.

Espermatozoides en un disolvente pueden sobrevivir refrigerándolo 4º C, por varios días. El semen disuelto enfriado es más fácil y más barato de manipular y de transportar que el semen congelado. La desventaja del semen disuelto enfriado es que todo debe ser condicionado para el día mas apropiado para la perra.

El semen del perro es congelado o bien en pajuelas de 0,5 ml. Aunque ocasionalmente en 0,25 ml., o en pastillas. Las pastillas tienen el inconveniente de que son más difíciles de identificar, y que pueden ser contaminados por espermatozoides y agentes infecciosos.de otras pastillas consecuentemente... Congelando en pajuelas es preferido por la mayoría de las agencias dedicadas a la conservación y comercialización de semen. Los diluyentes utilizados para congelar semen de perros usualmente contienen glicerol como crioprotector. Descongelamiento rápido a 70º C, por 8 seg. demostró ser significativamente mejor que a 37º C por 15 seg. La ventaja del semen congelado es que puede ser embarcado en un momento conveniente a todas partes y que muchas dosis pueden ser enviadas en un mismo embarque y utilizar cuando se desea. La existencia de bancos de semen puede resultar inclusive de gran utilidad para la cría canina. La deposición de semen dentro de la vagina, generalmente resulta en baja tasa de preñez, aunque en algunos casos hubo buenos resultados.

A su vez, diferentes perros difieren marcadamente en términos en cuán bien su semen congela. Fertilidad normal con apareamiento natural no significa una garantía que el semen seguirá siendo viable luego de congelamiento y posterior descongelamiento. El tamaño de la lechigada fue estimada de ser 23,3% y 30,5% menor respectivamente, en perras inseminadas con semen congelado comparadas con semen fresco. Métodos para la IA en perras incluye deposición de semen en la vagina, deposición intrauterina transcervical, deposición uterina quirúrgica e inseminación intrauterina por laparoscopia. Para la inseminación vaginal un catete descartable puede ser utilizado. La correcta ubicación de la punta del catéter, cercano al cérvix, debe ser siempre controlado por palpación abdominal.

Para la inseminación intrauterina transcervical, se utiliza, un catéter escandinavo de acero, de 20 a 50 cm. de largo con una punta de 0,5-1 mm. de diámetro y con un protector externo de vaina de nylon. La IA se realiza con la perra parada en su posición normal. El cérvix es afirmado entre las manos del inseminado por palpación abdominal y el catéter es introducido a través del cérvix. No es necesario utilizar anestesia alguna. La mayoría de las perras en estro aceptan libremente este tipo de manipuleo.

La inseminación intrauterina transcervical también puede ser realizada con la ayuda de un endoscopio, por ejemplo de un uretroscopio rígido y de un catéter angiografico. La sedación de las hembras en este caso tampoco es necesaria. La IA intrauterina también es preformada en forma quirúrgica, con una perra bajo anestesia general. Si se acepta éticamente de recurrir a la cirugía para obtener embarazo es empero un tema de debate. Los riesgos anestésicos y los riesgos de infección y otros problemas asociados con la cirugía además del limitado número de IA por cirugía que se pueden ejecutar en una perra determinada son desventajas obvias. El método es a su vez costoso y requiere mucho tiempo.

Laparoscopia abdominal es una técnica bien establecida en ginecología humana y debería ofrecer una alternativa más aceptable que cirugía total para la IA en el perro.

Aguer History

La verdadera historia del APBT



Yo Soy Américan Pit Bull Terrrier - El libro del APBT

Ver detalles del Libro!